Pasos graduales

IMPORTANCIA DEL EQUILIBRIO PASO 3:

Hay un dicho del Tao que dice que: "Un viaje de mil leguas empieza por un solo paso".

Lo que logramos, lo que somos, nuestra condición actual, en gran medida, ha sido gestada durante tiempo, con muchos pasos, para finalmente, ser lo que somos.

La idea de hacer un cambio brusco, encontrar una varita mágica o dar un golpe definitivo, tiene más que ver con la intoxicación de valores y la visión americana de hacernos ver que, somos libres y en cualquier momento nuestra vida puede iluminarse, por mor de una lotería, un príncipe azul, una cura de colon o una limpieza de hígado, que con la propia realidad.​​

Sin embargo, la experiencia nos dice que, aquello que se gesta poco a poco:

Es más efectivo, tiende a asentarse, a asimilarse y a crear una estructura.

Todo aquello que logramos, mayoritariamente, se va instaurando poco a poco, sea el sobrepeso, una artritis o una curación.

Para crear equilibrio es más oportuno hacerlo de manera gradual. Cada vez que doy un paso y lo hago cierto y real, en ese momento, se desarrolla en nuestro cuerpo, una dinámica de certeza y de realidad, de logro y de consecuencia. Y cada vez resulta más fácil dar el siguiente paso, puesto que ya ha sido experimentado.

pasos

Salvo situaciones que lo requieran, no hace falta hacer cambios bruscos, mejor dar pasos graduales en una dirección, lo que nos permite ajustar las reacciones y el efecto. Y al irse instaurando y asimilando, cada vez podemos sentir que estamos acercándonos a nuestro centro, a nuestro equilibrio, como un baile o un juego, pero con claridad.

En realidad, podemos lograr lo que queremos,  si realmente lo queremos y si desarrollamos una dirección hacia ello, y en general, siempre mejor con pasos graduales.