Acercamiento al equilibrio

IMPORTANCIA DEL EQUILIBRIO PASO 2:

Sin tensión, ni bloqueo, porque rebota.

Algo que hemos ido aprendiendo a lo largo de los años y la experiencia en la consulta es que los logros no se producen de hoy para mañana. De hecho, no hay pócimas mágica. De la misma forma que la enfermedad o el desequilibrio cualquiera que sea no es algo instantáneo, sino que habitualmente requiere un tiempo para formarse e instaurarse, el acceso al equilibrio también requiere una dinámica.

Así, el acercamiento al equilibrio, como dinámica, requiere dos premisas básicas:

  1. El equilibrio, lo mismo que la salud no es un estado fijo, está en movimiento. No se está en perfecto equilibrio, porque no existe, sin embargo si que podemos estar un su camino, en su tendencia, en su acercamiento.

Por tanto, la perfección y el exigirnos demasiado crean un efecto rebote y a más buscamos la perfección o la fijación más nos alejamos del equilibrio interno.

           2. La cualidad de la dinámica del equilibrio es fluida, suave y ligera, por lo que la tensión y el bloqueo nos aleja del objetivo.A más tensión, menos equilibrio.

Todo lo que forzamos en exceso tiende a crear un efecto opuesto.

Por tanto, a más nos tensamos o nos bloqueamos con algo, más rebote se produce y, la consecuencia es que, llegamos a algo diferente a lo que pretendíamos.

acercamientoequilibrio

Por eso, todo lo que bloqueamos, escondemos, echamos tierra encima o tensamos tiende a concentrar su fuerza y hacerse más presente aún ignorándolo y nos acompaña donde quiera que estemos, simplemente porque no ha fluido, no ha discurrido de manera distendida. La tensión interna crea un peaje que el cuerpo buscará compensar. El cuerpo se tensa con asiduidad como mecanismo de defensa ante algo nuevo o inesperado. Tales tensiones las creamos de manera inconsciente, por lo que necesitamos estar atentos y sentir como estamos, valorar cuál es nuestro nivel de tensión, un cierto nivel de alerta es lógico y sano, pero un exceso es perjudicial. Resulta importante tratar de no sobrepasar cierto nivel de tensión y eso se consigue poniendo atención y escuchando el cuerpo, para de esta forma lograr transitar en un camino más balanceado y fluido donde el cuerpo pueda trabajar, más que en compensar tensiones en crear equilibrio interno.